Bentacaize

Bentacaize. (De *we-n-takays(ăy) > bentakayse, conj. det. m. ‘el que ha sido arrastrado’.)

*w > /ß/ > b, por consonantización [w > ß] y posterior neutralización [ß – b]. || *-ăy > -e, por contracción.

1. m. LP. ant. desus. Antr. Nombre de uno de los tres herma­nos [con Agacensie y Tinisuaga] que ejercían la jefatura de un bando situado presumible­mente en el cuadrante centro-oriental de la Isla, desde Tedote y Tenibucar hasta Tenagua, al tiempo de producirse la Conquista. Fue el único de los tres que sobrevivió a la crecida de un barranco. Expr. t.: Bentacaiçe, Bentacáyce, Bentacayse, Ventacayçe.

FUENTES

§ «Non haueuano Giustia, ma tutti loro in seguito de’Capitani uiueuano di robbo aguisa de Lacedemoni per la legge di Ligurgo, i cui nomi sono questi che seguono. Ehedei ch’ei fu anco fatidico e prediceua le cose future, Tamaranea, Ehentire, Azuquahe che uuol dire oliuastro perch’ei non era cosi bianco come gli altri, Zuguiro, Garcagua, Tinisuaga, Aguacencie, Bentacaize, Atabara, Bedestra, Teniaba, Atogmatoma; ed erano questi i più ualenti, che per ciò haueuano seguito» [Torriani (1590, LXVII: 91v) 1940: 198].

§ «El sexto señorio era Tedote, y Tenibucar, que es donde al presente estâ fundada la ciudad hasta Tenagua; y de este termino, y tierra eran señores, tres hermanos llamados, Tínísuaga, y Agacensíe, y el otro Ventacayçe» [Abreu (ca. 1590, III, 3) d. 1676: 78r].

§ «Ventacayce» [Abreu (ca. 1590, III, 3) d. 1676: 78r].

§ «Bentacayce» [Abreu (ca. 1590, III, 3) 1787: 65r].

§ «Estos tres hermanos estando enlas faldas de vn barranco que en este termíno de Tedote está, que al presente llaman el barranco de Agacencío, holgandose con muchas mosas, que pretendian casar con ellos, armose arriba enla Cumbre gran serrason de aguaseros, y vino el barranco tan crecído, que se lleuô todos aquellos Palmeros, y peresíeron, y por muerte de Agasencío, se llamo el barranco de Agacencío, y de todos no escapo, síno solo Ventacayçe, que como el agua lo lleuo, dio con el envn arbol, donde quedo colgado por vn muslo, que sele hínco vn garrancho del arbol, y pasada la furia del agua los fueron a buscar, y lo hallaron â Ventacayce bien asído con las manos, y aunque // Viuo, quedô cojo de aquella pierna, por don de quedô trabado del arbol» [Abreu (ca. 1590, III, 3) d. 1676: 78r-78v].

____________

Vide ben – tacaize.